…si lo que es más preciado se esconde y lo más vil se deja expuesto,
¿acaso no es evidente que la sabiduría que se prohíbe ocultar es más vil que la locura que se manda esconder?
Erasmo, Elogio de la Locura

27 nov. 2012

Ser en relación


Uno es uno, claro. Pero quién duda que es uno en relación con otros también. Así una cambia muchas veces lo que es, según cambia la situación en la que está. Se es hija, madre, amiga de; profesora, estudiante, turista en; vieja, joven, ridícula para... etc., etc.

Supongo que todo ese conjunto de relaciones nos constituye y nos da una identidad, pero más allá de eso tenemos la esperanza de que existe algo que nos hace ser en sí, por nosotros mismos.

Ahora bien, ¿qué puede hacer esta calle del balneario de Chapadmalal



Su presente es ser  una repetición excedente, una 14 bis. En el pasado fue otra cosa, una ex 10. ¿Le deparará el futuro una identidad propia? 



A mí ya me cuesta bastante darme cuenta qué soy yo y más aún qué seré, por eso me atormenta pensar las dificultades ontológicas de esa pobre calle. 

O quizás, ha sido puesta ahí como un ejemplar recordatorio de que uno no es más que el fortuito centro de un haz de relaciones en constante movimiento.

(este halconcito lo debía tener muy claro)